Maestro, aprendí a conocerlo después de su muerte. Fue uno de mis formadores como autora, pocos han hecho una descripción del amor y del desamor como usted.

Maestro, habría sido maravilloso conocerlo personalmente, aunque conozco su palabra, e intuyo que venían de el alma del poeta.

Maestro, me hubiera gustado ser una de sus musas, y saber hablar de amor como solo usted lo supo hacer.

Maestro y poeta, el más grande!!! Vinicius de Moraes!!!

SARAVA!!!

Anuncios